viernes, 30 de agosto de 2013

49. LA TORMENTA


Ayer por la tarde no estaba haciendo absolutamente nada cuando de pronto llamaron a la puerta. Pensé que el Sr. G estaba quizá ya de vuelta de su viaje por el cuerno de África. Pero no. Era mi buen amigo M., con su cámara de fotos en ristre. "Vengo a explorar tu jardín", me dijo.  Lo hice pasar y él estuvo escudriñando durante mucho tiempo aquí y allá, sin apenas cruzar palabras conmigo, buscando muestras para sus fotos. Al cabo de un rato, el cielo se cubrió de nubes oscuras y se oyeron varios truenos. Tan pronto como empezó a llover, fui a buscar a mi amigo. Lo encontré bajo la copa de flores blancas del hibisco (Hibiscus arnottianus), inspeccionando, separando con suavidad un tallo del otro.

Le dije: "Flores y una tormenta magnífica encima de nuestras cabezas".






*

Estas son algunas de las fotos que hizo M. durante su expedición por mi jardín. Hay más trabajos suyos en http://picturegraphic.blogspot.com.es/p/fotografia.html









No hay comentarios:

Publicar un comentario